En defensa de la libertad de expresión y la libertad religiosa II. En respuesta, por alusiones, a M.F. Fernández.

twitter-captura

La recién instalada estatua del diablillo en la cuesta de San Juan sigue creando quebraderos de cabeza en la mente de sus detractores, a pesar, que en los escasos días desde su inauguración, han sido miles los segovianos y visitantes que se han acercado a verla y hacerse una foto. Un éxito del que pocas o ninguna de las esculturas de nuestra ciudad puede presumir. Es de señalar, también, que, a pesar de las alarmas de las almas pías de Segovia, no hay noticias de posesiones satánicas, ni de niñas asustadas por el ciruelo de nuestro nuevo vecino.

El pasado 15 de enero, antes de conocer la resolución del Juzgado de lo Administrativo nº 1, en favor de la colocación del diablillo y entendiendo que éste “además de una figura en el ámbito religioso, forma parte de una leyenda sobre la construcción de un emblema de la ciudad…y es un elemento cultural perteneciente al acervo segoviano”, El Adelantado publicaba en sus páginas el comunicado del Colectivo Republicano Antonio Machado a propósito del asunto, de lo cual estamos muy agradecidos.

Nuestro artículo en defensa de la libertad de expresión y la libertad religiosa parece que no ha gustado a todos los articulistas de este periódico, y el pasado 21 de enero don M.F. Fernández, en su artículo de opinión La que está liando el diablillo, o, mejor, megadiablillo, se acordaba de nuestro colectivo, de lo cual, también, estamos muy agradecidos, y vertía en él una serie de afirmaciones, que, por alusiones, pasaremos a contestar y rebatir si es el caso.

En la primera parte de su artículo don M.F. Fernández dice estar: “al cien por cien de acuerdo con la Asociación S. Miguel y S. Frutos en que dada la general opinión de desagradable y poco adecuada…”, a propósito de la escultura del diablillo. Nada que objetar por parte de este colectivo a los gustos de cada uno, tan sólo aclarar que la figura del Diablo, Satán, Lucifer o como quiera que se le llame, tiene como característica común, en todas las culturas y religiones en que es representado, incluida la católica, su fealdad, pues el sentido de su existencia es el de atemorizar al común de los mortales. Tan sólo con darse un paseo por las iglesias románicas de nuestra capital y provincia se puede comprobar.

Cabe aclarar, también, que la asociación ultra que ha promovido artificiosamente y por motivos espurios este asunto, lo hacía en base a unas supuestas ofensas religiosas, apropiándose para sí el sentir mayoritario de los segovianos como también hace este articulista: “casi unánime negativa”, “en contra de cuasi toda la ciudadanía”, pues bien, los pocos días que han pasado desde la instalación del diablillo han tirado por tierra este falso argumento, demostrando el éxito mayoritario de la estatua, y, además, como muy bien decía el juez en su resolución: “no puede impedir la ejecución de los actos administrativos, dado que el estado de opinión, o los sentimientos que puedan provocar los actos administrativos, tiene un evidente componente subjetivo”.

Nuestro colectivo entiende, a su vez, que en nuestra capital existen esculturas estéticamente más horrendas que la del diablillo, como por ejemplo la dedicada a las cofradías de nuestra Semana Santa, sita en la calle San Agustín, basta, tosca y desproporcionada, y que alguno de los miles de visitantes extranjeros que vienen a nuestra ciudad cada año, observándola, bien podría entender que en Segovia hay seguidores del Ku Klux Klan. A día de hoy, no nos consta la existencia de éstos, aunque en vista de la deriva ideológica de alguno en los últimos meses, no descartamos que en breve así sea.

Es en la segunda parte del artículo donde don M.F. Fernández nos declara a este modesto colectivo poco menos que portavoz de los designios de Belcebú, pues bien podríamos estar bajo su influencia y posesión: “…el diablo, aun de bronce, ha comenzado su acción de sembrar discordia y dar luz verde a las falsedades y hasta intolerables, gestos insultos y mofas”, al mismo tiempo, acusa al CRAM de: “descargar su diarreica munición anticlerical y su visceral odio a la iglesia…”.  Es obligación de nuestro colectivo tranquilizar al articulista, pues ninguno de nuestros miembros tenemos conocimiento haya sido poseído por el diablo ni que sufra de desajustes intestinales, también debemos aclararle, que nuestro colectivo, como buenos republicanos, acoge  diferentes creencias religiosas en su seno, porque creemos que la libertad religiosa es un valor a defender y que ninguna creencia debe estar por encima de las demás. Si fuera el caso, incluso acogeríamos a los seguidores de Satanás, pues precisamente la laicidad (que no “laicismo”, término acuñado y manipulado por la derecha española) garantiza el ejercicio en libertad de las creencias de cada uno.

No le gustó al señor Fernández que defendiéramos el derecho de manifestarse libremente, ni el ejercicio a la libertad de expresión de Willy Toledo o La Cofradía del Coño Insumiso. Desde este colectivo debemos aclarar que siempre defenderemos el ejercicio de esos derechos fundamentales, sin entrar a valorar si estamos de acuerdo o no en lo que se defienda. Este es un principio básico de cualquier demócrata, pero parece que el articulista no lo entiende así, y se suma a la oleada de “indignaditos” que recorre España, aunque en este caso, y a diferencia de otros, le ampara la ley en su indignación, pues por pertenecer a una determinada creencia religiosa dispone de ese privilegio legal.

Al columnista le molesta nuestra referencia a la sumisión de nuestros alcaldes a San Roque de cada verano, porque considera él que este acto es: “muestra de agradecimiento de todo un pueblo que así lo prometió al ser salvado de la peste en el 1.599”. Aquí, el señor Fernández confunde sus creencias en leyendas con la historia y la realidad, como también lo hacía cuando hablaba sobre la leyenda antisemita de nuestra patrona. Desde este colectivo debemos aclarar que una imagen no nos puede proteger de la peste, más al contrario, esta misión está garantizada por las autoridades sanitarias, por los profesionales de la salud y por la ciencia, y en la misma nada tiene que ver este tipo de supersticiones.

Tampoco le gustó nuestra referencia a los miles de millones de dinero público que la Iglesia Católica, a través de su Conferencia Episcopal y otras instituciones, recibe cada año: “cuando no percibe ayuda estatal alguna”. En esto, por obvio y pornográfico, el CRAM no va a dedicar ni una línea a aclarar lo que todo español sabe y que el propio acuerdo con el Vaticano de 1.979 reconoce en su texto al hablar de la “autofinanciación” de la Iglesia Católica, cosa que en 40 años parece que no ha tenido el más mínimo interés en conseguir,  más al contrario, cada año que pasa, es un lastre mayor para las cuentas públicas, por subvención directa o por exenciones fiscales de todo tipo.

Y, por último, el Colectivo Republicano Antonio Machado quiere denunciar el uso que, de nuevo, hace este opinador de las páginas de El Adelantado para hacer apología del genocidio franquista con sus alusiones y defensa del Valle de Los Caídos como: “lugar de oración, perdón y abrazo”. Desde nuestro colectivo volvemos a denunciar la existencia de ese homenaje vergonzoso al dictador, que retrata al estado monárquico español como continuador del franquismo, a la iglesia católica española y a todo aquel que lo defienda, y que, como no, nos cuesta cada año varios cientos miles de euros de dinero público, incluyendo la manutención de su abad falangista.

Desde el CRAM deseamos que el TSJ de Burgos desestime el recurso planteado por la asociación ultra de San Miguel y San Frutos a la colocación del diablillo  y no ahonde en el desprestigio de la  justicia española.

¡Viva la libertad ¡Viva la República!

Colectivo Republicano Antonio Machado

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: